2/12/15

Kobe hizo brillar la luz de su estrella una última vez en su Philly natal

Justo cuando creíamos que el equipo de Byron Scott no podía caer más bajo, los Lakers perdieron ante el peor equipo que ha visto la NBA en décadas, sino en su historia. Los Sixers rompieron una racha perdedora de 28 encuentros (no ganaban desde fines de marzo, en la racha perdedora más larga de todos los tiempos en los deportes norteamericanos) al vencer en dobles dígitos a unos laguneros que finalmente han tocado fondo deportiva e institucionalmente. 

La noche comenzó muy bien, con el estadio de Philadelphia rindiéndole un caluroso homenaje a Kobe Bryant, en el que fue su último partido disputado en su ciudad natal. La afición local le dedicó una ruidosa ovación al astro cuando fue presentado antes del partido, y luego la leyenda de la franquicia, Julius Erving, junto a Gregg Downer, coach de Kobe en la secundaria de Lower Marion, lo homenajearon con una camiseta de la institución de Pensilvania con el número 24. 

Bryant comenzó el juego encendidísimo, encestando los primeros 9 pts del partido con tres triples consecutivos, haciendo cruces espectaculares a sus defensores y moviéndose con agilidad. Kobe anotó 13 de sus 20 pts en el primer período, y finalizó con solo 7 aciertos en 26 intentos, incluyendo un abominable 4/17 en triples. Sí, la Mamba se tiró 17 triples en la despedida de su Philly natal. 

Los Lakers llegaron a estar ganando por 14 pts en la primera mitad, comandados por Kobe, Jordan Clarkson (19 pts, 9/19 en TC, 5 rebs y 2 asists) y Julius Randle (12 pts, 11 rebs, 2 asists, 1 robo y 5/12 en TC). D'Angelo Russell tuvo una mala noche con los tiros (5/14 en TC, 1/5 en triples) pero agregó 12 pts, 4 rebs y 4 asists, incluyendo su primera volcada en la NBA con un póster a Nerlens Noel (14 pts, 9 rebs y 3 asists en 26 minutos). 
Clarkson y Russell volvieron a liderar al equipo en minutos, mientras que Bryant jugó 31.


En su regreso después de dos partidos ausente por el fallecimiento de su abuelo, Lou Williams aportó 9 pts desde la banca, mientras que Roy Hibbert -que volvió a protagonizar una trifulca, esta vez con Isaiah Canaan y Jerami Grant- agregó 6 pts, 10 rebs, 2 tapas y 2 asists en 32 minutos.


Entrando a la segunda mitad, los angelinos perdieron el eje y vieron como su ventaja se esfumaba con un parcial de 8-0 de los locales. Clarkson fue el único que dio la cara por el equipo en todo momento en el costado ofensivo, y los Lakers cayeron hasta por 14 pts contra el peor equipo de la liga, que llegaba a este encuentro con récord de 0-18.

Los de Brett Brown fueron liderados por Robert Covington (23 pts, 5 rebs, 4 asists y 2 tapas; 8/16 en TC) y J. Grant (14 pts, 7 rebs y 4 tapas; 6/7 en TC), mientras que el rookie Jahlil Okafor tuvo -al igual que Russell- una noche discreta con 12 pts, 5 rebs, 2 asists, 1 tapa y 6/14 en TC.

Fue una noche emotiva para Bryant y la ciudad de Philadelphia, que a su vez se pudo llevar una victoria por primera vez en más de nueve meses, pero por el lado de los Lakers la situación no podría ser más frustrante. Moralmente, y con récord de 2-15 (el peor comienzo de la historia de la franquicia) ya son el peor equipo de la NBA, y de esto no hay vuelta atrás. A partir de actuaciones como ésta empiezan a rodar cabezas en las organizaciones con una gerencia seria, por lo que esperemos que Mitch Kupchak y Jim Buss tomen cartas en el asunto y se deshagan del cáncer de dirección técnica que es Byron Scott de una vez por todas. 

¿Qué te pareció?:

6 comentarios :

  1. 4-17 en triples de kobe wtf

    ResponderEliminar
  2. Vuelve a amanecer en L.A. Próximo destino: el
    despido de Scott, eso lo 1, si tuviera verguenza se iria solo sin esperar que lo echen. Como siga ya sabemos como terminara la temporada 2-80, porque no vamoas a ganar mas partidos.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo2/12/15 5:30

    Jamás vi un entrenador que estuviera todo el partido sentado sin dar ni una sola instrucción. El señor Scott parece un muñeco del museo de cera,totalmente paralizado y sin ningún tipo de reacción. El juego del equipo es darle la bola a Kobe y que éste haga lo que le de la gana. Un desastre y algo vergonzoso.

    ResponderEliminar
  4. Porra a ver cuando echan a Scott? Yo digo que no pasa de esta gira...

    De todas formas, fue muy emotivo, y Kobe lo ha sido todo, pero creo que en su cabeza, y me temo q en la de Scott, esta temporada ya es un homenaje contínuo a Bryant. Puede que se le saltaran las lágrimas con el recibimiento, y puede que se emocionase por su comienzo, que desde luego pareció mas joven en el primer cuarto, pero es que sus compis acaban muy frustrados cuando la mitad de los tiros son mandarinas de la estrella veterana, muchos de los cuales sin intentar el ataque si quiera, llegar, dos botes, pimba, airball o balón al aro.

    Eso corta mucho la ambición de los otros. Ayer vi la primera parte, porque bueno, aguanté hasta las 2 en Europa, que sino a ver quién me levantaba hoy y, aunque se jugó bien... es que me lo olía. En el segundo cuarto defendimos mejor, pero en ataque, los movimientos, es que hasta los Sixers, que prácticamente son lo peor que ha pasado por la NBA, tienen mejores movimientos colectivos. Es decepcionante.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Primeros minutos para el recuerdo y emoción a flor de piel en el homenaje inicial, en la salida final de la cancha, cuando hizo la canasta a aro pasado.....

    Lo demás mejor no lo comentamos.

    Sólo voy a comentar 2 rebotes "robados" de Randle a sus compañeros, uno de ellos con pérdida de balón (no es la primera vez). A partir de ahora he decidido contarlos.

    Llegados a este punto, sólo quedaría despedir a Scott al final de la gira y dejar un entrenador interino con orden de la gerencia de dar todos los minutos posibles a todos los jóvenes.

    Si la gerencia no hace esto, ya no hay nada que hacer.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se me pasó lo de Randle. Muy cierto, no es el primero ni el último que pensando en sus números se quiere quedar con rebotes fáciles de los compis de equipo, pero que te cueste posesiones es grave.

      Sinceramente, de los jóvenes es el que menos me gusta. Físicamente es un portento, pero técnica y mentalmente muy flojo.

      Saludos.

      Eliminar

Cualquier comentario ofensivo hacia otro usuario, será inmediatamente borrado, así como también aquel que desvirtúe el contenido del artículo.