4/10/15


Por fin, después de una larga espera, pudimos ver a todo el equipo reunido. Ya no más rumores, espera de cambios o contrataciones, ni especulaciones para el Draft. Este es el plantel lagunero que jugará la pre-temporada, y hay mucho trabajo por hacer de cara al comienzo de la campaña 2015-16. 

Por supuesto, todo comienza con el Media Day, donde logramos ver a los nuevos jugadores vistiendo sus flamantes uniformes, así como también volver a ver uniformados a Kobe Bryant y una vieja cara nueva: Metta World Peace. La dupla que conquistó el título 2009-10 en aquellas memorables Finales de 7 juegos ante los Boston Celtics volvió a pasearse por El Segundo, esta vez rodeado de un plantel conformado en un 90% con jóvenes que no pasan de los 23 años de edad. Entre estos, Julius Randle, Jordan Clarkson, y el rookie que se robó todas las cámaras: el pick #2, D'Angelo Russell

El trío que promete ser el núcleo fundacional de una nueva camada que llevará a la franquicia angelina a su(s) próximo(s) título(s) mostró mucho temple y un gran nervio para aguantar la expectativa puesta sobre ellos. 



"Tenemos todas las herramientas para entrar a los Playoffs," sostuvo Russell, asegurando también que junto a Clarkson conforman "un dúo peligroso, por la capacidad de llevar la ofensiva tanto para pasar como para anotar de ambos." La química mostrada a lo largo del verano entre los dos perimetrales entusiasma mucho a los fans y los especialistas de los Lakers, y Randle -que tendrá su revancha tras una temporada como rookie truncada por una lesión de pierna- está ahí cerrando el círculo con su impresionante sabiduría para un muchacho de 20 años.

Y si a su preparación mental y física a lo largo de un año agregamos el hecho de que James Worthy se sumó a las filas del staff técnico para entrenar a la línea frontal, la cosa se pone incluso mejor para la evolución de Randle.
"Él es uno de los mejores jugadores de todos los tiempos, tener la posibilidad de estar cerca suyo y aprender de él es inmenso para mí," aseguró el power forward. "Estoy emocionado. Vamos a trabajar en muchos aspectos que, sumados a mi velocidad y fisicalidad, me harán más efectivo y mejor en varias formas."



"Él tiene el potencial para ser un All-Star," dijo Worthy sobre Julius. "Cualquiera que sea así de talentoso y sea tan receptivo para aprender, tiene chances de lograrlo." 

Randle tendrá cerca a Worthy y World Peace (quien se hizo muy cercano a él, y casi que fue contratado para trabajar junto al joven delantero texano), y tanto D'Angelo como Clarkson tendrán a Kobe, así como también a un coach que se caracteriza por elevar a los guardias, Byron Scott. ¿Cómo no emocionarse? 
Si a eso sumamos la presencia defensiva de veteranos como Roy Hibbert y Brandon Bass, más la capacidad anotadora del flamante 6to Hombre del Año, Lou Williams, y un Nick Young que debe demostrar durante toda la temporada que merece seguir en el equipo, quizás la declaración de D'Angelo no sea muy alocada. Aunque, por supuesto, en el salvaje Oeste será muy duro. Y eso muchos lo tienen en cuenta.


"No sabemos muy bien cuál es la meta. Por supuesto siempre es ganar, pero habiendo tantos aspectos para trabajar, teniendo que encontrar el balance adecuado entre los más jóvenes y los nuevos veteranos, e intentar que estemos todos saludables a lo largo de toda la temporada, iremos un paso a la vez," sostuvo sabiamente un moderado Bryant, que llega a su vigésimo training camp con tres lesiones importantes detrás, algo que la prensa le pregunta constantemente. "Será divertido, eso sin dudas."


Aloha, training camp

Ya en Hawaii, donde el equipo realizará su pre-temporada, y siguiendo con los scrimmages informales previos al Media Day, todo el equipo empezó el entrenamiento intensivo de Byron Scott, y una vez más Kobe estuvo en boca de todos. 
No sólo el astro se mostró en excelente forma, sino que lo hizo de una forma que no es habitual en él: como un alero que no lidera la ofensiva.

"No sé como explicarlo, pero ustedes me conocen, saben que me encanta anotar y tirar. No sé cómo pueden pensar que a mí me puede gustar llevar la base. Eso es algo que Phil (Jackson) me obligaba a hacer para el triángulo, pero a mí nunca me gustó," dijo Bryant tras las incesantes preguntas de los reporteros. "D'Angelo y Jordan, estos chicos pueden manejar la pelota y crear jugadas increíbles, lo hacen más fácil."
En cuanto a Russell, Kobe agregó: "Ama el juego, así que ya se ganó mi confianza, porque es una rata de gimnasio. Es un creador de jugadas increíble."


El coach Scott dijo que no le sorprende que los veteranos hayan estado elogiando el liderazgo de Russell en la cancha con sólo 19 años. 

"Todos se refieren a él como, 'hey, es un líder nato', y la verdad no nos sorprende, ya que vimos eso en él en los workouts previos al Draft. Es un muchacho de perfil bajo al que no lo ves extasiándose demasiado con las cosas, sino que maneja todo con tranquilidad."


Al referirse al trío de jóvenes laguneros, Hibbert fue más allá, y dijo: "No tengo necesidad de mentir, esto lo digo en serio y lo voy a decir sin vueltas. Estos muchachos son el futuro de la NBA. Serán estrellas."

"Para ser honesto, están siendo increíbles," dijo Williams sobre Clarkson y Russell. "Estoy impresionado por cómo tomaron al equipo por las astas. Ser tan jóvenes y tomar esa responsabilidad, estoy realmente impresionado."


Entrenamiento intensivo, con algunas bajas y sustos

Por supuesto, se trata de Byron Scott, el tipo que tiene que dar impresión de hombre duro y exigente. La defensa está ahí firme como prioridad número uno, y esta vez Mitch Kupchak y compañía se esmeraron un poco más en reforzar ese apartado del juego, pero también está el acondicionamiento físico necesario para empezar la pre-temporada.

Byron se mostró contento por el estado en el que llegaron a Hawaii todos los jugadores.
"Todo el plantel está en excelente estado físico y nadie está fuera de forma. El equipo está muy adelantado al calendario," enfatizó Scott, destacando a Clarkson, Bass, Hibbert y Russell como los que más sorprendieron en cuanto a su preparación durante el verano. Incluso el rookie Robert Upshaw, que estaba bastante fuera de forma tras sólo jugar 19 partidos la última temporada de la NCAA (lo cual se evidenció en la Summer League), ganó varios sprints entre los hombres grandes, habiendo perdido casi 10 kg para empezar la temporada baja. Hibbert, por su parte, también perdió mucho peso para poder amoldarse al estilo veloz que adoptó la NBA actualmente como su tónica general. 


Lou Williams dijo que en sus 10 años en la NBA nunca tuvo un training camp tan intenso como el que está teniendo en Hawaii bajo el mando de Scott, y por supuesto hubo algunos que vieron el límite para su cuerpo. Para el tercer día de entrenamiento, World Peace tenía una contractura severa en su pantorrilla, Young presentaba espasmos en la espalda e incluso Marcelinho Huertas se lesionó los izquiotibiales, motivo por el que no jugará el domingo ante el Utah Jazz. 


Sin embargo, lo que asustó a todos fue una lesión de pie del propio D'Angelo Russell, que no entrenó el cuarto día de training camp debido a una renguera. El rookie le restó importancia, y contó que Gary Vitti -kinesiólogo de los Lakers- le hizo trabajo quiropráctico para sanarlo y que pueda jugar el domingo. 
"No me preocupa, no ahora," sostuvo Scott, respecto a la lesión de Russell y los demás. "Era esperable que muchos vean el límite, pero es necesario el acondicionamiento para empezar la temporada."

Williams concedió que este trabajo pesado "hace que el juego sea el aspecto más sencillo de todo esto."


Lucha de posiciones

19 jugadores, y todos tendrán que disputarse un lugar en el equipo. El GM Mitch Kupchak aseguró que si tiene que cortar a un jugador con contrato garantizado no dudará en hacerlo, por lo que incluso tipos como Robert Sacre y Ryan Kelly pueden tener contados los días vistiendo la púrpura y dorada si no logran hacerse un lugar entre jóvenes prometedores como Jonathan Holmes, Larry Nance Jr., Robert Upshaw, Tarik Black o incluso los veteranos Brandon Bass y Metta World Peace. 


En el perímetro la contienda estará entre Anthony Brown, Michael Frazier II, Jabari Brown, Marcelinho e incluso Nick Young. Todos darán lo mejor de sí por un lugar en el plantel definitivo de 15 jugadores de la temporada regular, así que una de las preguntas a responder será quiénes serán los 4 que no pasarán. Hay mucho talento y potencial desperdigado por la plantilla que comanda Scott, por lo que sin dudas será una pre-temporada sumamente emocionante. 


¿Qué te pareció?:

0 comentarios :

Publicar un comentario

Cualquier comentario ofensivo hacia otro usuario, será inmediatamente borrado, así como también aquel que desvirtúe el contenido del artículo.