19/11/14

Con la vuelta de Nick Young y un Kobe Bryant que hizo historia, los Lakers rompieron la racha invicta de los Atlanta Hawks como locales y consiguieron su primera victoria fuera de casa en la temporada, a fuerza de un gran juego colectivo y una sólida defensa. A pesar de haber sufrido al final para asegurar el triunfo, el conjunto de Byron Scott llegó a estar arriba por 17 pts de diferencia y nunca cedió su ventaja en el marcador. 

Bryant alcanzó los 32,000 pts en su carrera (el único en la historia en lograrlo junto a Michael Jordan, Karl Malone y Kareem Abdul-Jabbar) en una noche en la que volvió a liderar al equipo en anotaciones, con 28 pts (10/18 en TC), además de 4 rebs, 3 asists y 1 robo. 
Por su parte, en su vuelta a la acción, Swaggy-P anotó 17 pts desde la banca (6/10 en TC) y 5 rebs. 

La línea frontal lagunera jugó muy bien también, con Carlos Boozer y Jordan Hill teniendo sendos dobles-dobles. Boozer registró 20 pts y 10 rebs, encestando 10 de 14 intentos al aro, mientras que Hill hizo 18 pts (todos en la segunda mitad) y 10 rebs. Jeremy Lin también tuvo un doble-doble, con 15 pts (6/7 en TC) y 10 asists, en el que fue su mejor partido vistiendo la púrpura y dorada. 

La banca lagunera, mermada por las ausencias de Ryan Kelly (isquiotibiales) y Wayne Ellington (ausente por la muerte de su padre, pero volverá el viernes contra Dallas), se vio revitalizada con la típica energía de Young, y sus puntos fueron cruciales no solo para abrir la cancha (los Lakers lanzaron para un 35.3% en triples, pero un excelente 54% en TC) sino también para alivianar la tarea de Kobe en la ofensiva.
Los de Scott se vieron muy equilibrados en el ataque, con ningun jugador tirando por encima de los 18 intentos. El equipo perdió en la zona pintada por 48-50, pero dominó en los rebotes por 44 a 38 y siempre mantuvo la compostura en el costado defensivo, sobre todo al proteger el perímetro de los peligros que implican los tripleros de Atlanta.

Kyle Korver (8 pts) a pesar de encestar un triple sobre el final que complicó las cosas para la segunda victoria de la temporada, fue muy bien defendido por Wesley Johnson y Bryant, y tanto Robert Sacre como Ed Davis (6 pts y 7 rebs) cubrieron muy bien los relevos en la zona pintada. 
Los Hawks fueron liderados por Paul Millsap (29 pts) y Jeff Teague (23 pts), mientras que Al Horford aportó 15 pts y 8 rebs, encestando 7/8 en TC.

Fue una victoria colectiva, con el equipo repartiendo 24 asists en total y tirando excelentemente, además siendo cuidadosos en la defensa. Si el equipo logra continuar en este camino, la temporada puede volverse más atractiva, sobre todo ahora que Swaggy está de regreso y le infunde su carisma a un equipo que venía necesitando sonrisas. 

La gira de tres partidos fuera de casa continúa el miércoles en Houston y finaliza el viernes ante Dallas. 

¿Qué te pareció?:

6 comentarios :

  1. Que Buenas noticias. El regreso de Nick Young y el nuevo record de Kobe, pero sobre todo que el equipo jugó bien. Espero se mantenga.

    ResponderEliminar
  2. Young este año será fundamental, al no tener jugadores de este perfil anotador, todo recaía sobre Kobe. Su presencia alivia un poco esta circunstancia. Buena noticia esta victoria, a ver si vienen algunas más porque sino bajarán los brazos pronto y la temporada será un tremendo desastre y ridículo. Necesitamos encadenar algunos buenos partidos.

    Tachenko.

    ResponderEliminar
  3. HAY QUE IR A ROMPERLE LA MADRE A DH12

    ResponderEliminar
  4. Bueno, yo no esperaría mucho de un partido contra Rockets en Houston.

    No es como pa echar campanas al vuelo. Nos han metido ciento y pico puntos los Hawks. Nuestra defensa perimetral en el puesto de base sigue dando pena y las entradas no son defendidas por los interiores, que tampoco pueden parar a los interiores contrarios. Hemos tenido la suerte de contar con los puntos de Young y es lo que ha marcado la diferencia a otra derrota de 115-100. Kobe no ha tenido que tirar tantos tiros y ha estado más acertado que otros días. Pero al final han sido tiros arriesgados y 37 minutos en cancha.

    Veremos la que nos hace Harden y compañía. Y es un back to back.

    Al final, si la defensa es floja y todo el mundo nos mete más de 100 puntos, la verdad es que poco nos diferenciamos del equipo del año pasado con Pringles. Bueno, sí, nos diferenciamos para peor. No había Kobe y la distribución de juego era mejor en ataque, aunque abusáramos de los triples. Este año lo primordial es la defensa y luego ya vendrá el ataque, pero parece que estamos muy lejos de eso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Actualmente yo prefiero al equipo de D'Antoni. Actualmente...

      Cuando el equipo encuentre el rumbo, ahí se podrá comparar. Pero con este récord y este pobre nivel en ambos costados de la cancha, al menos el juego de D'Antoni era más vistoso (convengamos que el 80% de la liga está jugando el estilo que él implementó la década pasada, asi que...).

      Eliminar
  5. Con esta victoria creo que la moral del equipo mejora lo cual considero muy importante para cualquier cosa que intentemos. Espero que sigamos mejorando, porque esta victoria la obtuvimos porque la suerte estaba de muestro lado de lo contrario nos hubiesen aplastado.

    ResponderEliminar

Cualquier comentario ofensivo hacia otro usuario, será inmediatamente borrado, así como también aquel que desvirtúe el contenido del artículo.